martes, 22 de diciembre de 2015

Identifican una nueva proteína 'dormida' en los tumores sanguíneos

Normalmente, en el origen de un tumor siempre hay una mutación, una alteración genética que permite a las células perder su orden habitual y multiplicarse sin control. Pero no es habitual que una sola proteína inactiva esté detrás del origen de un cáncer, como ahora acaba de descubrir un equipo de investigadores españoles liderados por Carlos López-Otín.
La proteína se llama AIRAPL y en trabajos anteriores con el gusano C. elegans ya se había observado que cuando se inhibe su acción el animal muere prematuramente. Por eso, el equipo del catedrático de la Universidad de Oviedo se interesó por el papel que podía tener esta pieza en otra especie animal más desarrollada como los ratones.


"Desarrollamos un modelo de ratón en el que inactivamos desde el nacimiento esta proteína e inmediatamente los animales desarrollaron un tipo de tumor hematopoyético", explica Fernando García Osorio, investigador del departamento de Bioquímica y Biología Molecular y principal autor del estudio que este lunes publica la revista Nature Medicine.
Esa observación les permitió concluir que AIRAPL -una proteína de la que no se tenía en realidad mucha información- es un potente supresor tumoral, que cuando deja de funcionar correctamente permite el desarrollo de tumores en la médula ósea, los llamados síndromes mieoloproliferativos (como es el caso de algunas leucemias habituales en personas mayores).
Además, como destaca desde Oviedo Carlos López-Otín, el trabajo es importante porque demuestra que "es posible generar tumores mediante cambios en la estabilidad de las proteínas, sin necesidad de acumular mutaciones en el genoma". Además, añade, la identificación de AIRAPL como un nuevo -y desconocido hasta ahora- supresor tumoral lo convierte en un factor "tanto diagnóstico como terapéutico".
Este tipo de tumores de la sangre se caracterizan porque la médula comienza a fabricar progresivamente más y más glóbulos blancos, hasta que lo hace en tal cantidad que, de alguna manera, se bloquea. Suelen ser enfermedades de curso lento y muy frecuentes en la población anciana.
Una vez descubierto su papel como supresor tumoral, García Osorio y su equipo -liderado por el catedrático Carlos López-Otín- probaron a utilizar ciertos compuestos que tratan de reactivar la función perdida de AIRAPL a través de una vía celular (IGF-1). "Esos compuestos ya existen, porque se habían desarrollado con anterioridad para tumores sólidos, pero no habían funcionado", explica García Osorio. El equipo de Oviedo (en colaboración con científicos del CNIC, los hospitales de Bellvitge y 12 de Octubre y la Universidad británica de Cambridge) rescató esos compuestos 'semi olvidados' de la estantería de un laboratorio farmacéutico (que incluso se administran por vía oral) y comprobó que en ratones con tumores sanguíneos, sí funcionaban y eran capaces de inhibir la proliferación celular.
Para replicar sus hallazgos en humanos y comprobar si AIRAPL también está 'desactivada' en síndromes mielodisplásicos, los investigadores analizaron biopsias y sangre periférica de más de 100 pacientes con un tumor sanguíneo de este tipo. En todos ellos, como explica García Osorio, esta proteína estaba inactiva, mientras que en la médula de personas sanas la misma proteína tiene una expresión muy alta.
El siguiente paso, explica López-Otín, es tratar de extender sus hallazgos a otros tipos de cánceres de la sangre ("pero también tumores sólidos") y seguir ahondando en los mecanismos que guían la acción de esta proteína; una desconocida hasta ahora que ha cobrado un súbito protagonismo en el origen de enfermedades tan habituales. Además de todo ello, el trabajo ahonda una vez más en la cada vez mejor conocida relación entre cáncer y envejecimiento. Porque, como explica López-Otín, la ruta de señalización IGF-1 (alterada en lso ratones con la proteína AIRAPL desactivada) es también clave en el control del envejecimiento y la longevidad de las especies. Por eso, añade, estos resultados demuestran que "estas alteraciones pueden desencadenar el envejecimiento acelerado (poca actividad IGF-1) o cáncer (mucha actividad IGF-1), según la actividad de reguladores celulares clave como AIRAPL".

miércoles, 14 de octubre de 2015

Los suplementos antioxidantes favorecen las metástasis

...

La relación entre los antioxidantes y el cáncer es quizás una de las más controvertidas en el campo de la Oncología. Mientras en personas sanas estos compuestos pueden tener ciertos beneficios para la salud -al prevenir la oxidación de las células-, en el caso de los pacientes con un tumor ya diagnosticado todo indica que los riesgos son mayores que los beneficios.


Un nuevo estudio que publica esta semana la revista Nature ahonda ahora en estos riesgos con un estudio que, de momento, se ha llevado a cabo únicamente en ratones a los que se les inocularon tumores de origen humano.
A la espera de ratificar sus observaciones en pacientes, un equipo liderado por el doctor Sean Morrison, de la Universidad de Texas Southwestern, acaba de demostrar que los suplementos de antioxidantes alimentan a las células tumorales hasta el punto de favorecer el desarrollo de las metástasis.

Cuando administraron antioxidantes a un grupo de ratones con células de melanoma en su organismo, los científicos descubrieron que el cáncer se propagaba más rápidamente en los animales que habían recibido suplementos.

Como explican los investigadores, todo indica que las células tumorales que se expanden de su localización original a otros órganos del cuerpo se benefician de los antioxidantes para este viaje (las llamadas metástasis). Las células metastásicas tienen un alto nivel de estrés oxidativo, por lo que la mayoría de ellas no logra sobrevivir a su paso por los vasos sanguíneos. "Administrar antioxidantes a los ratones permitió que más células malignas rompiesen esta barrera iniciando con éxito las metástasis", explican, lo que empeoró el pronóstico de los animales.
Esta idea sugiere que las células malignas se benefician de estos nutrientes más aún que las sanas, una afirmación que ha llevado en los últimos años a suspender algunos ensayos clínicos con pacientes oncológicos al observar que tomar estos complementos es más perjudicial que beneficioso para su enfermedad.
Según explican los propios Institutos Nacionales del Cáncer (NCI) de EEUU, hasta la fecha se han realizado nueve grandes ensayos randomizados sobre el uso de complementos antioxidantes (no los que se ingieren de manera natural a través de la dieta, sino en forma de pastillas adicionales). Aunque tienen resultados contradictorios sobre el papel de sustancias como los betacarotenos, en algunos de ellos se ha observado un aumento de la incidencia de cáncer de pulmón o de próstata.
De hecho, en el caso de pacientes ya diagnosticados, este organismo sugiere que hasta que se conozcan mejor sus efectos "se usen con precaución" porque algunos estudios sí indican un peor pronóstico entre los usuarios de estos nutrientes.
Aunque el actual ensayo se ha llevado a cabo en ratones, los científicos sugieren que los pacientes con un tumor ya diagnosticado no deberían 'atiborrarse' a antioxidantes. De hecho, apuntan también la idea opuesta: "Estos resultados también abren la puerta a la posibilidad de que ciertas sustancias pro-oxidativas permitiesen prevenir las metástasis".

martes, 13 de octubre de 2015

Algunas verdades incómodas sobre la campaña de vacunación contra la gripe


Está comenzando en España la campaña de vacunación de la gripe. Conviene recordar algunas verdades incómodas en torno a esta inmunización: la eficacia real de la vacuna, sus efectos secundarios o el carácter “terminator” del producto.


Hay quien cita a “expertos” que afirman que este año el virus gripal va a ser más agresivo. Debe de ser una estrategia de marketing del miedo para vender la vacuna porque el sistema de vigilancia de la gripe en España no cuenta lo mismo. En este inicio de temporada la circulación del virus de la gripe es “esporádica”.
Las comunidades autónomas ya han hecho acopio de vacunas. En algunas incluso han comprado más dosis que el año pasado. Y como cada año es inevitable tratar sobre la baja eficacia de la vacuna. La vacuna contra la gripe puede evitar los síntomas de gripe entre los que tienen gripe-gripe (en torno al 15% de los que tienen cuadro gripal, de trancazo, pues tal cuadro se debe en su mayor parte a virus no gripales).

Pero la vacuna de la gripe no evita las complicaciones de la gripe (hospitalización, neumonía, muerte); hay que recordar que la vacuna contra la gripe se justifica por su supuesta eficacia sobre las complicaciones de la gripe.
En menores de dos años la vacuna no logra nada. En personas de 65 y más años la inmunización es ineficaz. La ignorancia es tal, que un editorial sobre la vacuna en ancianos en Archives of Internal Medicine se preguntaba si era “un tiro en la obscuridad”: “The influenza vaccine in elderly persons: a shot in the dark?“.

Los sesgos y errores en la evaluación de la efectividad de la vacuna contra la gripe son tales que se ha podido demostrar irónicamente su poderosísimo impacto sobre la mortalidad en ancianos ANTES de la epidemia de gripe. Hay poderosas razones para decir “no gracias” a la vacunación contra la gripe.
Una “originalidad” de esta inmunización es que la vacuna es “teminator”, dura sólo para una temporada, haya o no haya cambios-mutaciones del virus de la gripe (en 2011 por ejemplo, no hubo cambios del virus, se revacunó con la misma vacuna de 2010 y no se dijo nada ni a la población ni a los profesionales).

La vacuna de la gripe de la temporada 2014-15 tuvo la misma composición que la de 2013-14. Es una vacuna “terminator” porque queda estéril cuando no ha cumplido un año de vida. Nos mienten pues cuando nos cuentan que es necesario vacunarse cada año porque los virus de la gripe cambian, mutan… pero si luego vacunan con los mismos.
Y hay que saber que la vacuna de la gripe no evita la transmisión de la gripe, ni entre familiares, ni entre profesionales sanitarios y sus pacientes, ni en la comunidad ni en instituciones cerradas.

También hay que mencionar que la revista Science Translacional Medicine publicó hace unos meses un estudio en el que se describe una asociación entre una de las vacunas de la gripe, Pandemrix y un raro trastorno neurológico, la narcolepsia.

El Ministerio de Sanidad de España recomienda la vacuna contra la gripe sin dar noticias acerca de sus posibles reacciones adversas (ni las frecuentes, ni las graves); ignora los efectos adversos de la vacuna o, peor, los oculta se supone que para no dañar la imagen de la campaña de vacunación masiva.


Por todas estas razones y alguna más sólo el 30% de los profesionales de la sanidad se vacunan contra la gripe.

Gracias a Miguel Jara por el artículo.

viernes, 25 de septiembre de 2015

Los vínculos económicos de Coca-Cola con científicos e instituciones




Casi 120 millones de dólares en los últimos cinco años. Esa es la cantidad que la mayor empresa de refrescos del mundo ha dedicado a pagar a científicos, instituciones o grupos de pacientes dedicados al estudio de la obesidad y la nutrición o a promover la actividad física.

Ha sido la propia compañía quién ha hecho pública la lista de beneficiarios a través de su página web en EEUU dentro de los esfuerzos de "transparencia" que le vienen solicitando desde hace tiempo grupos de consumidores.

La lista, como señala el diario The New York Times, contiene decenas de becas y ayudas de todo tipo a una gran cantidad de asociaciones de lo más diverso, incluidos algunos importantes organismos públicos, como los Institutos Nacionales de Salud (NIH, según sus siglas en inglés).

Según fuentes de Coca-cola España, a nivel europeo también está previsto que se haga un "inventario" de este tipo que se hará público en las próximas semanas. "En España y Portugal esto será fácil y rápido porque cualquier colaboración en la que participa Coca-cola ya se especifica".

"Nuestro apoyo financiero a estos reputados expertos, instituciones y organizaciones se ha hecho con la mejor de las intenciones, para apoyar a las comunidades locales y ofrecer soluciones al problema de salud pública [de obesidad] que afronta EEUU y todo el mundo", ha señalado el director ejecutivo, Muhtar Kent en una carta que también está colgada en la web de la empresa.

La información, que se irá actualizando cada seis meses, sólo afecta por el momento a los beneficiados en EEUU, entre los que hay sociedades científicas tan eminentes como el Colegio Americano de Cardiología, la Academia de Pediatría o la Asociación de Médicos de Familia. Pero también personas a título individual con cierta popularidad en EEUU, como la bloguera del ejercicio físico Ramona Braganza, la escritora Rene Simms o los chefs Ronnie Woo y Virginia Willis(autora del libro Bon App tit).

A pesar de los esfuerzos de Coca-cola por transmitir la idea de la transparencia, numerosas asociaciones han criticado los vínculos de la empresa de refrescos azucarados con sociedades médicas y científicas. "Estas organizaciones [reciben dinero] de una compañía cuyos productos son clave en la obesidad y en la expansión de enfermedades no comunicables [como la diabetes]", ha señalado por ejemplo al diario neoyorquino Yoni Freedhoff, de la Universidad de Ottawa (Canadá). "¿Por qué crearía una organización pública ni siquiera la posibilidad de que una influencia afectase a su capacidad de promover y defender la salud pública?", se pregunta.

¿Ejercicio o refrescos?

Muchos de estos científicos han ayudado a propagar la idea de que es la falta de ejercicio la principal causa de obesidad en el mundo occidental; obviando las evidencias científicas que demuestran que la dieta y el consumo de bebidas azucaradas tienen un papel mucho más importante en este problema.

De hecho, una investigación española publicada en 2014 demostraba que los resultados de las investigaciones que analizan la relación de los refrescos con el aumento de peso dependían de si habían sido financiados o no por compañías del sector

viernes, 18 de septiembre de 2015

Una buena noticia para los pacientes diabéticos.

Un nuevo fármaco para la diabetes reduce un 38% el riesgo de muerte por problemas cardiovasculares.


Por primera vez, un fármaco oral para la diabetes muestra en un ensayo clínico su eficacia para reducir el riesgo de muerte cardiovascular entre quienes lo consumen. Según un estudio presentado en el Congreso Europeo de Cardiología y publicado en la revista The The New England Journal of Medicine, los pacientes que tomaron este medicamento presentaron un riesgo de morir por un problema cardiaco un 38% menor. La principal causa de muerte de las personas con diabetes tipo 2, la que se produce por el sobrepeso y la falta de ejercicio, es la enfermedad cardiovascular. 

Parece que disminuir las cifras de glucemia tiene un impacto sobre la mortalidad por causas cardiacas y vasculares, sin embargo, hay controversia en ese sentido, sobre todo porque algunos antidiabéticos orales han sido asociados con mayores efectos adversos. De hecho, el más conocido en este sentido es Avandia, que se utilizó durante años para reducir el azúcar en sangre y que posterioremente se comprobó que aumentaba un 43% el riesgo de muerte cardiaca. 

Pero el estudio que se publica ahora puede marcar la diferencia, aunque en medicina y sobre todo cuando se habla de nuevos fármacos, siempre hay que ser cautelosos hasta que se dispongan de datos a largo plazo. Lo que se ha visto ahora, que no es baladí, son los buenos resultados detectados en un ensayo clínico realizado con 7.020 pacientes. Los participantes fueron asignados a tres grupos de tratamiento durante un tiempo medio de 3,1 años, en uno de ellos se administró 10 miligramos de empagliflozina, o Jardiance -como así se ha bautizado comercialmente al fármaco-, en otro 25 mg del mismo medicamento y en un tercer grupo una sustancia inactiva o placebo.

El trabajo, realizado por investigadores del Hospital Monte Sinaí y de la Universidad de Toronto (Canadá), ha sido financiado por las las farmacéuticas Lilly (la misma que produce el fármaco) y Boehringer Ingelheim. Las compañías ya habían anunciado estos resultados positivos el pasado mes, aunque ha sido ahora cuando se han publicado. De hecho, las acciones de Lilly han aumentado este jueves su precio a 89,98 dólares. En él, los participantes, que procedían de 42 países distintos, tenían diabetes tipo 2, un índice de masa corporal de 45 o menos, es decir que eran obesos, y ya tenían un problema cardiovascular, por lo que tenían un riesgo alto de infartos de miocardio o de ictus.

Después de un seguimiento medio de tres años, se comprobó que los que tomaron Jardiance tuvieron un 38% menor de muerte cardiovascular, incluyendo las producidas por infartos o ictus. Sin embargo, no hubo diferencias significativas en infartos o en ictus que no terminaron en muerte. Por otro lado, los que tomaron el antidiabético tuvieron un riesgo un 32% menor de morir por cualquier causa y un 35% menos hospitalizaciones por insuficiencia cardiaca. 
Los beneficios fueron especialmente impactantes porque se sumaron a la protección que ya reciben los pacientes que toman fármacos para el colesterol y otros medicamentos para los problemas cardiacos, ha señalado Bernard Zinman, principal autor del estudio y director del Centro de Diabetes del Hospital Monte Sinaí. "Hay pocas terapias en medicina cardiovascular que hayan mostrado una reducción de un tercio en el riesgo de muerte cardiovascular", ha declarado al diario The New York Times Steven Nissen, responsable de medicina cardiovascular en la Clínica Cleveland que no está vinculado a este trabajo. No obstante, ni Zinman ni otros expertos se atreven a decir todavía que Jardiance debería ser ahora el tratamiento de elección. Además, en función de los datos del estudio, este medicamento podría no ser idóneo para todas las personas con diabetes tipo 2, que pueden tener menor riesgo de problemas cardiovasculares que los participantes de este ensayo. 

El tratamiento de un año con este fármaco supone un coste de 4.000 dólares. El mecanismo de acción de Jarcian es eliminando azúcar por la orina, por este motivo alguno de sus efectos secundarios es el aumento de las infecciones del tracto urinario y genitales. Recientemente, la agencia que regula los medicamentos en Estados Unidos, la FDA, expresó su preocupación porque fármacos similares a éste, inhibidores de SGLT2, podrían causar fracturas de hueso y aumentar la acidez sanguínea. Sin embargo, en el estudio no se han visto estos problemas.

miércoles, 9 de septiembre de 2015

Refrescos azucarados, colas y similares: VENENO

(ya lo hemos advertido y denunciado hasta la saciedad...)

Este veneno destroza los huesos. Y lo bebemos todos ¡algunos a diario!













¿Qué pasa realmente en tu organismo cuando bebes un refresco de cola?

Probablemente la gente no se pare a pensarlo, pero lo cierto es que esta gaseosa
bebida tiene una gran influencia en nuestro cuerpo.

El farmacéutico Dr. West Conner ha hecho un resumen al respecto en su blog:


1. Primeros 10 minutos


Aproximadamente unas 10 cucharadas de azúcar entran en tu organismo (un 100% 
del consumo diario recomendado de azúcar). Esta enorme cantidad de azúcar impide
que en ese momento vomites, ya que el ácido fosfórico cubre el sabor.

2. 20 minutos


Tu nivel de azúcar en sangre se dispara e inmediatamente se libera insulina. Tu hígado 
empieza a funcionar instantáneamente y convierte los azúcares disponibles en grasa.

3. 40 minutos


Después de 40 minutos, el cuerpo absorbe toda la cafeína de la cola. Tus pupilas 
empiezan a dilatarse, la presión sanguínea se eleva y como respuesta, tu hígado envía
más azúcar a tu circulación sanguínea. Los receptores de adenosina de tu cerebro han
sido bloqueados, lo que provocará que ya no sufras cansancio.

4. 45 minutos


Tu cuerpo expulsa aún más dopamina, lo que estimula el área del cerebro que 
regula el placer. La heroína funciona de la misma forma.

5. 60 minutos


El ácido fosfórico se une al calcio, magnesio y zinc en el tracto distal y vuelve 
a acelerar tu metabolismo. Esto se verá reforzado por la alta dosis de azúcar y los
edulcorantes artificiales, que fuerzan la expulsión del calcio a través de la orina.

6. 60 minutos

En este momento se hacen patentes las facultades de la cafeína (lo que, en otras 
palabras, significa que tendrás que ir al baño). Ahora con seguridad expulsarás todo el
calcio, magnesio y zinc que eran necesarios para tus huesos, además de sodio,
electrolitos y agua.


7. 60 minutos



Cuando, finalmente,  la euforia se pasa, viene la hipoglucemia, que provoca 
irritabilidad y cansancio. Ahora ya te has deshecho de toda el agua que contenía el
refresco, aunque no sin antes dotarla de sustancias esenciales para tu cuerpo. 
Estas hubieran proporcionado agua a tu metabolismo y fortalecido tus huesos y 
dientes. Además, las posibilidades de que padezcas diabetes y que  tengas que utilizar
una bomba de insulina como la dela foto durante toda tu vida habrán aumentado.


Mucha gente no tiene ni idea de las consecuencias que tiene para su organismo beber
refresco de cola. Por ello es importante que esta información llegue a tanta gente como
sea posible, así que compártela con todos tus conocidos.

lunes, 7 de septiembre de 2015

La relación entre la Diabetes y la Demencia

Imágenes cerebrales de una persona afectada por la enfermedad de...



La diabetes tipo 2 no sólo perjudica a su corazón, sus riñones o sus ojos. También su cerebro puede sufrir mucho a causa de esta alteración metabólica que se asocia al sobrepeso y la obesidad.
En concreto, la diabetes parece tener una estrecha relación con la demencia, como han demostrado varias investigaciones que han observado que en los pacientes con diabetes el riesgo de desarrollar Alzheimer se duplica.
Cuando se descubrió esta asociación, se pensaba que la enfermedad metabólica afectaba a la cognición por el daño vascular que lleva asociado. Sin embargo, de un tiempo a esta parte hay muchas evidencias que apuntan que, además de este impacto, la diabetes "también puede contribuir al proceso fisiopatológico de la enfermedad de Alzheimer" independientemente de su efecto sobre los vasos sanguíneos, tal y como explica Juan Fortea, secretario del Grupo de Estudio de Conducta y Demencias de la Sociedad Española de Neurología (SEN).
Un trabajo publicado esta semana en la revista Neurology aporta más datos sobre este doble lazo que une diabetes y demencia.
La investigación, liderada por científicos de los Institutos Nacionales de Salud de EEUU, demuestra que la diabetes no sólo se asocia con atrofia cerebral, sino con la acumulación de la proteína tau en el interior de las células nerviosas, uno de los daños característicos de la enfermedad de Alzheimer.
En cambio, la enfermedad metabólica no parecía favorecer el depósito de otra de las proteínas cuya acumulación cerebral se ha asociado a la enfermedad neurodegenerativa, la beta amiloide.
"Nuestros hallazgos sugieren que los efectos neurodegenerativos de la diabetes pueden ser independientes y posiblemente adicionales a los que provoca el Alzheimer, y estén dirigidos por mecanismos que promueven la acumulación neuronal de tau más que de beta amiloide", señalan los científicos en la revista médica, que reclaman más estudios que profundicen en los mecanismos implicados.
Para llegar a estas conclusiones, los investigadores estudiaron con pruebas de imagen el cerebro de unas 816 personas con una media de edad de 74 años. De ellos, 397 tenían daño cognitivo leve, considerado un precursor de la demencia, 191 tenían Alzheimer y 228 no tenían ningún tipo de problemas con la cognición. Entre todos los pacientes analizados, 124 tenían, además, diabetes tipo 2.
"La diabetes y el Alzheimer son dos de las mayores epidemias a las que ahora mismo se enfrenta la sociedad, por lo que es muy interesante conocer los mecanismos que las relacionan", señala Fortea.
La citada no es la única investigación reciente que ha arrojado nuevos datos sobre la demencia. La semana pasada, la revista Molecular Psychiatry publicó un trabajo que ratificaba una relación ya conocida, la que existe entre el sobrepeso en la mediana edad con un desarrollo precoz del Alzheimer.
Tener un índice de masa corporal (IMC) elevado en la cincuentena se asocia con un inicio temprano de la demencia, señalan los resultados de esta investigación, que concreta los efectos del exceso de peso. Cada punto de más en el IMC, muestra el trabajo, se asocia con un inicio del Alzheimer 6,7 meses antes.
Los investigadores realizaron un seguimiento durante aproximadamente 14 años a 1.394 individuos sin problemas cognitivos, a los que sometieron a evaluaciones neuropsicológicas cada dos años. En ese periodo 142 personas desarrollaron Alzheimer, y al analizar los datos, los investigadores comprobaron que había una clara relación entre el peso y un inicio precoz de la enfermedad.
Aunque los científicos no han podido determinar las causas que explican esta relación, recomiendan mantener un peso adecuado en la mediana edad para contribuir a retrasar el inicio de la demencia.
"Lo que es bueno para el corazón es bueno para el cerebro. Por eso, sabemos que promover lo que se conoce como hábitos cardiosaludables -dieta sana, ejercicio, evitar el sedentarismo, etc- resulta beneficioso también para el cerebro. Esto es especialmente importante en las edades medias de la vida, porque está demostrado que presentar factores de riesgo cardiovascular en esta etapa de la vida tiene mucho más impacto que si esto ocurre a edades más avanzadas", concluye Fortea.

miércoles, 19 de agosto de 2015

CLORAMINA, el "veneno" oculto en las piscinas


--Derivado del cloro, puede causar y agravar enfermedades respiratorias como el asma
--Se forma al mezclarse el cloro con compuestos orgánicos como el sudor y la orina
--Los niños de entre 6 y 7 años son los más expuestos porque tragan más agua

Si ha notado que tras bañarse en la piscina del hotel o de la urbanización tiene los ojos enrojecidos o la piel seca, no le eche la culpa al cloro. Es más probable que la causa de esas incomodidades no sea directamente éste sino uno de sus derivados, la cloramina, que se forma con el contacto del cloro con las sustancias orgánicas presentes en el agua: el sudor, la orina, los insectos y hasta las hojas y pequeñas ramas procedentes de la vegetación del entorno. La cuestión es más seria de lo que parece. 
Una exposición larga a la cloramina puede llegar a provocar asma y otras afecciones respiratorias.
Neumosur, sociedad científica que aglutina a los neumólogos y cirujanos torácicos del sur de España, ha alertado sobre los riesgos de las piscinas mal cuidadas, especialmente para los niños. La cloramina puede llegar a lesionar el epitelio pulmonar y provocar síntomas asmáticos (tos, pitos en el pecho y ahogo) o provocar asma en niños con predisposición. La probabilidad de presentar alguno de esos síntomas aumenta cuanto más pequeño sea el niño, más tiempo permanezca en la piscina, más agua de la piscina ingiera, menos higiene personal se exija a los usuarios y mayor sea la temperatura del agua.

Los niños de hasta seis y siete años, que chapotean más que nadan, están más expuestos porque inhalan y tragan más partículas de agua con cloramina. Este compuesto, responsable también del olor a desinfectante, aparece en la piscina en las horas posteriores a la primera cloración, como resultado de la mezcla del ácido hipocloroso (la reacción del cloro con el agua), el sudor, la saliva, la orina y otros elementos orgánicos presentes. La única forma de acabar con ella es añadiendo más cloro, en un tratamiento de choque que, no obstante, debe ser controlado minuciosamente.

El nivel de cloro libre (el que no se ha convertido en cloramina) debe estar entre los 0,6 y 1,5 miligramos por litro, con un nivel de pH entre 7,2 y 7,8. Lo más adecuado, según los expertos en salubridad de estos espacios, es comenzar con una dosis de 20 gramos de cloro de acción rápida por cada metro cúbico de agua, y continuar con un mantenimiento a base de cloro en tabletas o grano de manera que se mantenga siempre en la horquilla de entre 0,6 y 1,5 miligramos por litro.


Los niveles de cloramina son mayores en las piscinas cubiertas, con mayor temperatura del agua y con malas condiciones higiénicas de los nadadores. Los expertos de Neumosur aconsejan a los padres que se cercioren de que las instalaciones a las que llevan a sus hijos disponen de los permisos correspondientes, y, en todo caso "evitar aquellas cuyas condiciones les resulten sospechosas". Es importante también no dejar a los menores un tiempo demasiado prolongado en el agua, intentar evitar que la traguen y exigir a los padres de niños pequeños el uso de pañales adecuados capaces de absorber la orina en el agua.

Pero no sólo los niños deben estar prevenidos ante estos riesgos, advierten los neumólogos. También todos aquellos que padecen alguna alergia o enfermedad respiratoria, así como las personas más expuestas al agua de la piscina, como los monitores, cuidadores y el personal de mantenimiento, a los que recomiendan ser "inflexibles y exigentes en el cumplimiento de las adecuadas condiciones higiénicas de la piscina y su entorno".

Nuestro consejo: piscinas con agua salada, libres de cloro.


jueves, 13 de agosto de 2015

¿Cuánta fruta tiene un refresco?

--COAG denuncia el abuso que la publicidad hace de la imagen saludable de la fruta
--Asegura que el contenido en fruta de yogures y refrescos es mínimo
--Hacen falta 53 yogures o 30 latas de refresco al día para alcanzar la fruta recomendada

No es fruta todo lo que se anuncia. La organización agraria COAG-Andalucía ha denunciado el abuso que la publicidad está haciendo de las propiedades saludables de la fruta para vender productos que poco o nada tienen que ver con las virtudes de las que presumen.
"La fruta se ha convertido en un reclamo publicitario muy rentable para la comercialización de productos que apenas contienen este alimento", denuncia la organización, que reclama al Gobierno una normativa que regule la utilización de la fruta en la publicidad, de modo que no se pueda utilizar alegremente la imagen de aquélla si no es para vender productos que garanticen un mínimo de sus propiedades.

Foto de Centro Satori.

"Los lineales de los supermercados están repletos de las imágenes coloridas, frescas y sugerentes de las frutas: lácteos, mermeladas, cereales, golosinas, licores y bebidas refrescantes ya no sólo se conforman con usar la atractiva estética y la valorada imagen de las frutas sino que, en algunos casos, incluso llegan a atribuirse todas sus propiedades saludables y alimenticias para ofrecerlos como productos sustitutivos, cuando en realidad, los aportes propios de las frutas que se les añaden son mínimos, y en algunos casos se realizan mediante aromas artificiales", explica en una nota la organización agraria.
Según COAG, para alcanzar el consumo recomendado de fruta, establecido en unos 400 gramos al día, "sería necesario consumir más de 53 yogures de 125 gramos, porque contienen una media de 6% de cantidad de fruta, o beber 30 latas de 33 centlitros de bebidas refrescantes, pues no superan una media del 5% de contenido en fruta".
Según datos de la última Encuesta Nacional de Salud, que cita COAG en su comunicado, alrededor del 40% de la población no consume fruta a diario, y en el caso de los jóvenes, entre 15 y 24 años, el porcentaje se sitúa casi en el 60%. Y, por el contrario, un 12% de la población consume a diario refrescos con alto contenido en azúcar, porcentaje que supera el 23% en la población entre 15 y 24 años.
COAG recuerda que es importante consumir 400 gramos de fruta al día para mantener una salud adecuada. Por eso, esta organización agraria pide a los consumidores "que no se dejen seducir por el agresivo marketing que usurpa la imagen de las frutas y que contemplen estos productos como lo que son, lácteos o bebidas dulces; pero que, en ningún caso, piensen que a través de ellos lograrán el necesario aporte nutricional que ofrecen las frutas.

miércoles, 29 de julio de 2015

Los aminoácidos y su importancia para el diabetes

La arginina puede ayudar a reducir la resistencia a la insulina

Los diabéticos no pueden absorber el azúcar necesario de los hidratos de carbono como administrador de energía. La insulina juega un papel crucial. La insulina es una hormona que el propio cuerpo produce y que reduce el azúcar en la sangre. En los diabéticos se restringe la producción de insulina. Además, en el caso de las personas que sufren diabetes, las células del cuerpo no están en situación de absorber la insulina necesaria. Esto se debe a la fuerte sensibilidad de las células hacia la insulina. Las membranas celulares no reconocen esta hormona y por eso absorben poco de ella. De ahí que la llamada “resistencia a la insulina” tiene el siguiente efecto y es que en las células se forma poca energía. Además, el azúcar en la sangre no se degrada y se acumula, así que el nivel de azúcar en la sangre aumenta. A largo plazo, el hecho de tener de forma permanente unos niveles elevados de azúcar en la sangre produce calcificación y otras enfermedades consecuentes como infartos cerebrales y ataques al corazón. El colectivo más afectado por la diabetes mellitus tipo 2 está compuesto por personas mayores, debido a que, con la edad, disminuye la sensibilidad de las células a la insulina. En un estudio muy publicitado del año 1998 se demostró que la arginina ayuda a disminuir la resistencia a la insulina, lo que a su vez significa que la sensibilidad a la insulina se puede mejorar.1

La arginina, un aminoácido esencial para la toma de insulina

Otro estudio europeo demuestra que el aminoácido arginina es de gran importancia para que las células del cuerpo disminuyan la sensibilidad hacia la insulina. La arginina es el precursor del óxido nítrico, un mensajero químico que influye directamente en la resistencia a la insulina. En el estudio, seis pacientes con diabetes tipo 2 fueron divididos en dos grupos. Ambos grupos recibieron una típica dieta para pacientes con diabetes. Además, a uno de los grupos se les administró un placebo tres veces al día durante el primer mes. A otro grupo se le suministró durante el mismo periodo dosis adicionales de arginina. Durante la fase de estudio los científicos controlaron regularmente la sensibilidad a la insulina de los pacientes. El resultado fue claro: gracias a la arginina, mejoraron su sensibilidad a la insulina en un 30% más que en el grupo de placebo. La arginina, además, produjo una notable dilatación de los vasos sanguíneos, mejorando claramente la presión arterial de los pacientes.Dos estudios realizados en el año 2013 llegan a una conclusión similar.3,4 En otro estudio realizado se demostró que la arginina es también importante para la curación de la enfermedad de pie diabético.5

Carnitina: un suplemento adicional útil en el tratamiento de la diabetes.

Un estudio del año 2007 pudo demostrar que el aminoácido L-carnitina, como suplemento alimenticio en el tratamiento de la diabetes, mejora la sensibilidad a la insulina.6 Pero, además, el consumo de carnitina ofrece una serie de ventajas para los diabéticos. Reduce, por ejemplo, sus niveles del colesterol LDL, tal como quedó demostrado en un estudio del año 2009.7 Asimismo, la carnitina protege a las células del cuerpo contra el estrés oxidativo. El estrés oxidativo es provocado por los radicales libres, que en algunos procesos metabólicos se producen también debido a la contaminación del medio ambiente, el tabaco o la radiación UV. Los radicales libres pueden dañar las membranas celulares y varias estructuras superficiales de la piel, como las paredes interiores de las arterias. Por este motivo, están con frecuencia involucrados en el origen de enfermedades cardiovasculares. Los diabéticos tienen una mayor probabilidad de padecer enfermedades cardiovasculares, renales y oculares, ya que el aumento de azúcar en la sangre ataca a los vasos sanguíneos. El estrés oxidativo aumenta este efecto. La carnitina, por su contra, consigue disminuir los efectos de los radicales libres y de esta manera proteger el corazón, los riñones y los ojos.8

La carnitina mejora los niveles de grasa

La lipoproteína A es un componente de la grasa en la sangre. Si aumenta la concentración de esta sustancia en el plasma sanguíneo, automáticamente aumenta el riesgo de padecer una enfermedad cardíaca o coronaria. Otro estudio demuestra que la toma de carnitina puede reducir este riesgo. En este caso, el estudio fue efectuado a 94 pacientes con diabetes mellitus Tipo 2, es decir, pacientes con elevado niveles de lípidos en la sangre. Los citados pacientes se dividieron en dos grupos. Ambos grupos fueron sometidos a una dieta estricta. Los sujetos del grupo de control recibieron adicionalmente un placebo y al otro grupo se le dio un gramo de carnitina al día en  forma de tabletas. Tanto tras tres como seis meses de consumo de carnitina se pudo comprobar una significativa disminución de la lipoproteína en el plasma sanguíneo de los voluntarios. Incluso cuando la presente investigación era tan solo un estudio preliminar, demuestra con claridad una clara tendencia de las propiedades de protección de la carnitina.9

el-zinc-regula-la-acumulación-de-insulina

El zinc regula la acumulación de insulina

El zinc desempeña en el ciclo de la insulina un papel importante. Es parte de ésta y es necesario para el almacenamiento y efectividad de la hormona. El zinc también forma parte de muchas e importantes enzimas que intervienen en la regulación y equilibrio de la glucosa implicada en el organismo. Controla, por ejemplo, la liberación de insulina después de la ingesta de alimentos. La ingesta de zinc en España es insuficiente. Está por debajo de la dosis diaria recomendada que es de 12-15 mg al día. Los diabéticos suelen tener más deficiencia de zinc que los no diabéticos, por ello sufren con más frecuencia una disminución de la liberación de insulina.

El zinc estabiliza el azúcar en la sangre

Una dosis regular de zinc durante varias semanas activa en los diabéticos la producción de insulina restante que necesitan y consigue estabilizar los niveles sanguíneos de azúcar. Al mismo tiempo disminuye el azúcar en sangre en ayunas, lo que, en el caso de los diabéticos, se denomina hemoglobina glicosilada (o glucosilada). El zinc también tiene efectos positivos en la cicatrización de heridas. Por lo tanto, la toma es también necesaria en el caso de diabéticos que presenten algún signo de gangrena.
Como parte del tratamiento y prevención de la diabetes es beneficioso tomar diariamente entre 15 y 30 mg de zinc. Una parte debería tomarse en forma de suplemento dietético.10

La luteína y la zeaxantina fortalecen la visión de los diabéticos

La calcificación de las arterias afecta especialmente a la vista en los diabéticos, por lo tanto, la toma adicional de luteína -carotenoide presente en las plantas que actúa como antioxidante- es particularmente de interés. La luteína puede, en la etapa inicial, parar los síntomas de una degeneración macular asociada a la edad, DMAE, especialmente para los que poco a poco van perdiendo su función de la retina. En un estudio de EEUU quedó demostrado. En el marco del mismo se realizó un estudio a 90 pacientes con degeneración macular y se les dividió en tres grupos. Un grupo recibió cada día y durante un año 10 mg de luteína, otro grupo recibió una combinación de luteína con otros antioxidantes, vitaminas y minerales y el grupo de control recibió placebo. Mientras que en el grupo control no se vieron cambios, se comprobó como en el grupo que tomo luteína y el preparado de antioxidantes, vitaminas y minerales aumentó la visión de los participantes en el estudio.
Aunque estos resultados deberían llevarse a cabo en grandes grupos de pacientes y por un tiempo superior, se puede asegurar de todas formas que ha quedado demostrado claramente un efecto positivo de nutrientes antioxidantes para la salud de nuestros ojos11, especialmente de la luteína.
Especialmente para los diabéticos, es importante evitar cargas innecesarias para los ojos y respetar un suministro adecuado de micronutrientes. Esto es especialmente importante para los nutrientes que el cuerpo no puede formar por sí mismo como puede ser los carotenoides luteína y zeaxantina. Ambos protegen los ojos doblemente. Porque funcionan igual que las gafas de sol, poniéndose interiormente ante la retina y filtrando los rayos ultravioletas dañinos para que no afecten a nuestros ojos.
Es de suma importancia impedir que penetren en nuestros ojos radiaciones UV o cualquier otra radiación e impedir el ataque de los radicales libres mediante un mecanismo natural de protección: tomar micronutrientes que impidan el paso de los radicales libres y conseguir neutralizarlos de una forma natural.12 Los diabéticos suelen olvidarse con bastante facilidad de esta doble protección que les permite el filtrado y absorción de los radicales libres. Por eso deben los afectados tener en cuenta el suministro necesario de nutrientes.
Las personas que consumen cada día al menos cinco piezas de frutas y hortalizas toman, por regla general aunque dependiendo de la calidad y la forma de preparación de los mismos- los micronutrientes necesarios. Por lo tanto, los suplementos dietéticos son una alternativa útil. Permiten un suministro regular de todos los micronutrientes necesarios de una forma conveniente. La luteína y la zeaxantina son nutrientes naturales y totalmente inofensivos para la salud. Por desgracia, en la actualidad la producción es relativamente costosa, por lo que el precio de los suplementos dietéticos es alto. 

Referencias

1Krishna Mohan, I. & Das, U.N. (1998) Effect of L-arginine-nitric oxide system on chemical-induced diabetes mellitus, Free Radical Biology and Medicine, Volume 25, issue 7, (pp. 757-765)
2Piatti, P.M., Monti, L.D., Valsecchi, G., Magni, F., Setola, E., Marchesi, F., Galli-Kienle, M., Pozza, G. & Alberti, K.G.M.M. (2001) Long-term oral L-arginine administration improves peripheral and hepatic insulin sensitivity in type 2 diabetic patients, Diabetes Care, Volume 24, issue 5, (pp. 875-880)
3Hoang, H. H., Padgham, S. V., & Meininger, C. J. (2013) L-arginine, tetrahydrobiopterin, nitric oxide and diabetes, Current Opinion in Clinical Nutrition & Metabolic Care, Volume 16, issue 1, (pp. 76-82)
4Rajapakse, N. W., Chong, A. L., Zhang, W. Z., & Kaye, D. M. (2013) Insulin-Mediated Activation of the L-Arginine Nitric Oxide Pathway in Man, and Its Impairment in Diabetes, PloS one, Volume 8, issue 5
5Arana, V., Paz, Y., González, A., Méndez, V., Méndez, J.D. (2004) Healing of diabetic foot ulcers in L-arginine-treated patients, Biomed Pharmacother, Volume 58, (pp. 588-597)
6Power, R.A., Hulver, M.W., Zhang, J.Y., Dubois, J., Marchand, R.M., Ilkayeva, O., Muoio, D.M. & Mynatt, R.L. (2007) Carnitine revisted: potential use as adjunctive treatment, Diabetes Diabetologia, Volume 50, issue 4, (pp. 824-832)
7Malaguarnera, M., Vacante, M., Avitabile, T., Cammalleri, L. & Motta, M. (2009) L-carnitine supplementation reduces oxidized LDL cholesterol in patients with diabetes, American Journal of Clinical Nutrition, Volume 89, issue 1, (pp. 71-76)
8Löster, H. & Böhm, U. (2000) L-crnitine reduces malondialdehyde concentrations in isolated hearts in dependence on perfusion conditions, Molecular and Cellular Biochemistry, issue 217, (pp. 83-90)
9Derosa, G., Cicero, F.G., Gaddi, A., Mugellini, A. Ciccarelli, L. & Fogari, R. (2003) The effect of L-carnitine on plasma lipoprotein(a) levels in hyperchol esterolemic patients with type 2 diabetes mellitus, Clinical Therapeutics, Volume 25, issue 5, (pp. 1429-1439)
10Niewoehner, C.B., Allen, J.I., Boosalis, M., Levine, A.S. & Morley, J.E. (1986) Role of zinc supplementation in type II diabetes mellitus, American Journal of Medicine, Volume 81, issue 1, (pp. 63-68)
11Richer, S., Stiles, W., Statkute, L., Pulido, J., Fraukowski, J., Rudy, D., Pei, K., Tsipursky, M. & Nyland, J. (2004) Double-masked, placebo-controlled, randomized trial of lutein and antioxidant supplementation in the intervention of atrophic age-related macular degeneration: the Veterans LAST study (Lutein Antioxidant Supplementation Trial), Optometry Journal of the American Optometrid Association, Volume 75, issue 4, (pp. 216-229)
12Semba, R.D. & Dagnelie, G. (2003) Are lutein and zeaxanthin conditionally essential nutrients for eye health?, Medical Hypotheses, Volume 61, issue 4, (pp. 465-472)

viernes, 24 de julio de 2015

La vitamina D y la demencia


El peligro ya no se halla exclusivamente en tener unos niveles excesivamente bajos de colesterol LDL (el llamado "malo"), o en consumir los catastróficos carbohidratos, el azúcar y el glúten...

La vitamina D y la demencia

Todos hemos crecido sabiendo que la vitamina D es importante para la salud de los huesos. Después de todo, esa es la razón por la que en las etiquetas de los envases de leche se indica que el producto fue "reforzado con vitamina D." Pero la investigación ahora demuestra que el papel de la vitamina D en la salud humana y la resistencia a la enfermedad es mucho más amplia de lo que imaginamos. Incluso la salud del cerebro se ve afectada significativamente por la vitamina D.


ScienceDaily, un sitio web muy reputado en cuestiones de salud y diversas informaciones relacionadas con la ciencia, ha publicado una revisión de la investigación realizada en la Peninsula Medical School, la Universidad de Cambridge y la Universidad de Michigan. La investigación recogió datos sobre unos 2.000 adultos mayores de 65 años, y se evalúa tanto la función cognitiva como los niveles de vitamina D. Los investigadores demostraron claramente que a medida que los niveles de vitamina D se redujeron, también lo hizo la función cerebral. De hecho, aquellas personas cuyos niveles de vitamina D eran los más bajos tenían el doble de riesgo de ser diagnosticados con deterioro cognitivo.

El Dr. Iain Lang, uno de los investigadores de este estudio, apunta:

Este es el primer estudio a gran escala para identificar una relación entre la vitamina D y el deterioro cognitivo en la edad adulta. La demencia es un problema creciente para los servicios de salud en todas partes, y las personas que tienen deterioro cognitivo están en mayor riesgo de pasar a desarrollar demencia. Eso significa que la identificación de las formas en que podemos reducir los niveles de demencia es un desafío clave para los servicios de salud.

Sabemos que el cerebro es rico en receptores de la vitamina D y que se activan más de 900 genes que tienen un papel importante en la salud. Tiene un papel que desempeñar en la modulación de la inflamación y la presión arterial, así como en la función inmune. Y cada una de estas actividades puede ser importante en la salud y la función cerebral.

Los seres humanos obtenemos la vitamina D de diversas fuentes, como el pescado azul, así como de los alimentos que la incluyen suplementada. También somos capaces de convertir el colesterol en vitamina D cuando estamos expuestos a la luz solar. Mucha gente toma vitamina D como suplemento o como parte de un complejo multivitamínico.

Esta información es muy importante ya que vincula los niveles bajos de una vitamina en particular a los problemas con la función cerebral. Lo que no indica específicamente es si tomar vitamina D o no hacerlo, o aumentar su consumo a través de la alimentación, necesariamente va a prevenir el deterioro cognitivo. Para ello sería necesario un estudio de intervención en el que se administraría a los pacientes vitamina D o un placebo, para seguir su evolución a lo largo del tiempo.